Un árbol por las aguas en las que transitó la guerra


“¿Y quién no ha sido víctima de la violencia en este país? Yo también como la gran mayoría de los colombianos lo he padecido, cualquiera puede serlo, pero esto se trata de reconocer las capacidades que tenemos para hacer la paz.” Con esa frase me recibe Claudia Paola Cubillos, una muchacha que habita en La Montañita, municipio ubicado al norte de Caquetá. Ella fue una de las participantes del encuentro que la Legión del Afecto organizó para concientizar a la comunidad  y sus visitantes sobre del cuidado de la naturaleza y la biodiversidad el pasado 8 de noviembre.

Publicación completa aquí